Exposiciones Artistas
contacto   español english

 

 


Sandra Pani
Ciudad de México, 1964

 

Esta obra es un regreso, una celebración, una revisión de todos estos años de pintar, es un homenaje al oficio y su vigencia, una afirmación de todo lo que aún se puede decir con la pintura. Un homenaje a la mano como símbolo de la capacidad de manejar la propia vida, manos ramas que se transforman y florecen, que una sobre otra forman una columna que a su vez, se convierte en árbol.

Es un dialogo entre lo etéreo y lo tangible, lo visible y lo invisible, lo interno y lo externo, el cuerpo y el espíritu, la presencia y la ausencia, la línea y la mancha, la pintura y el dibujo, el color y la transparencia, el árbol y el cuerpo. Dualidades que forman una totalidad. La eterna búsqueda de la identidad, del centro, se encuentra latente en cada pincelada, esta necesidad de regresar al manantial.

La vía espiritual es una vía regresiva conduce de la multiplicidad a la unidad, de la periferia al centro, “El fin es el retorno”. (Shabestari)



 
 
 
  Contacto / Plano del sitio / Menciones legales © 2013 Drexel Galeria